Diplomado en Filosofía con Niños abrirá actividades de Centro de Estudios en Filosofía e Infancia
CEFI forma parte del Instituto de Filosofía de la Facultad de Humanidades UV. Clases del diplomado parten el 11 de mayo.

Un nuevo centro alberga la Facultad de Humanidades de la Universidad de Valparaíso a través del Instituto de Filosofía. Se trata del Centro de Estudios en Filosofía e Infancia, cuya primera actividad es el Diplomado en Filosofía con Niños, que se inicia el próximo miércoles 11 de mayo, recibiéndose las matrículas hasta el día anterior.

El director del CEFI será el profesor Juan Pablo Álvarez, de vasta experiencia en el tema de la filosofía para/con niños y niñas, con permanentes contactos internacionales en el área y actual profesor guía de tesis en torno al tópico.

El CEFI es el primer centro de esas características del país, y pretende convertirse en una referencia nacional en el ámbito de la filosofía y la infancia, “comúnmente conocida por el trabajo filosófico reflexivo con niños, pero cuyas aristas van mucho más allá de una edad específica”, indica Juan Pablo Álvarez, añadiendo que “en este sentido, dados los permanentes intercambios académicos que hemos podido establecer durante estos años, el diplomado que vamos a iniciar contempla, entre otros invitados, la visita del doctor Walter Kohan, desde Brasil, que para muchos es el ‘padre teórico’, y por lo mismo el pensador más reconocido e influyente en el mundo en torno a la perspectiva llamada ‘filosofía con niños’”.

Filosofía e infancia

Consultado respecto de a qué nos referimos con filosofía e infancia o filosofía con niños, el profesor Álvarez explica: “Cuando se habla de filosofía e infancia se habla, por lo menos, de tres cruces distintos. El primero tiene que ver con cruzar la investigación filosófica con la interdisciplinariedad, pues aunque sobre la historia de la infancia existen numerosos estudios culturales, antropológicos, históricos o sociológicos, poco sabemos de las reflexiones que relacionan el asombro, la curiosidad —punto inicial de la filosofía— con los territorios reflexivos, simbólicos y estéticos que han ocupado, o hemos obligado a ocupar en la cultura, a los niños, niñas y jóvenes, y que han sido realizados por filósofos canónicos como Heráclito, Sócrates, Platón, Montaigne, Nietzsche, Benjamin, Deleuze, Agamben o Nancy”.

Prosigue el académico: “El segundo cruce tiene que ver con una tensión teórica entre ambos conceptos, en la cual la filosofía va al encuentro de una infancia que se oculta detrás de la manera en que solemos denominarla. No es, por lo tanto, lo que los especialistas o expertos y la gente común decimos de la infancia lo que a la filosofía le interesa directamente, sino aquello en lo que pretendemos —consciente o inconscientemente— transformar a la infancia a partir del modo específico de decirla, de nombrarla. Hay, en esta aproximación filosófica, una preocupación fundamental por las prácticas en las cuales los discursos se instalan y materializan”.

El tercer cruce, explica el profesor, “es el que adquiere un nombre más reconocible: ‘filosofía con niñas y niños’. Este es un cruce entre educación, filosofía e infancia, y lo que más interesa es la manera en que se va expresando la subjetividad de una infancia reflexiva al mismo tiempo que se va formando una reflexión infantil de calidad. Aquí no sólo basta con someter a la discusión teórica lo que podemos, debemos o queremos considerar como infancia, sino que es necesario ir hacia las fuentes infantiles de sentido, y es aquí donde, para sorpresa de algunos, nos encontramos con la experiencia personal de cada cual sin importar la edad que tengamos. Todas y todos podemos recrear un universo infantil de asombro, de curiosidad, de creatividad sin límite, de juegos por diversión, de duda, de no saber, de ignorancia, de inmadurez, de estar ‘a medio camino’, etcétera. De hecho, todo lo anterior lo experimentamos muchas veces en el día, pero el universo adulto en el cual nos movemos, con su axiología y cronología demoledora, nos obliga a censurar y frustrar esos anhelos profundos de despreocupación, de libertad para aprender cosas inútiles, para equivocarnos, para no saber y para preguntar sin miedo, de manera que terminamos introyectando un modo de hacer las cosas que oculta la dimensión infantil que cada uno posee”.

En este escenario, manifiesta Álvarez, “la filosofía con niñas y niños encuentra efectivamente una infancia más disponible en el caso de los niños y las niñas; sin embargo, nuestro proyecto pretende insistir en una filosofía que sea capaz de seducir también a los adultos que sienten que su pensamiento, experiencia, inquietudes y preguntas merecen un espacio de intercambio reflexivo, un espacio que no exige saber previamente de filosofía sino únicamente exige estar disponible para ella, pues la disponibilidad para que una experiencia de pensamiento tenga lugar es el verdadero comienzo del filosofar”.

Proyectos

Respecto de las proyecciones del Centro de Estudios en Filosofía e Infancia, el profesor Juan Pablo Álvarez menciona un plan de trabajo que incluye, entre otras cosas, los siguientes puntos: “Primero, establecer vínculos con centros especializados de otras universidades, chilenas y extranjeras, como por ejemplo CIFICh (Universidad de Chile), NEFI (Núcleo de Estudios de Filosofias e Infâncias, Universidade do Estado do Río de Janeiro, Brasil), Grupo El Pensadero (Universidad de Buenos Aires, Argentina), el Centro de Filosofía para Niños y Niñas (Universidad Cecilio Acosta, Venezuela) y el Proyecto Filosofar con Niños (Universidad Nacional de Córdoba, Argentina), entre otros. Segundo, gestionar visitas de académicos internacionales especializados en filosofía, educación e infancia. Tercero, organizar cursos de pregrado, seminarios, jornadas, coloquios y capacitaciones individuales y colectivas a escuelas, liceos y colegios interesados”.

Otros hitos del plan de trabajo son “ofrecer un espacio de capacitación y perfeccionamiento tanto para exalumnos como profesionales de diversas áreas interesadas; generar una base de datos de los estudiantes cuyas tesis fueron en el área y que han seguido produciendo reflexión, investigación o prácticas relevantes para los intereses del CEFI, y crear una biblioteca especializada de textos del área, pues actualmente la facultad no cuenta con literatura suficiente”.

Formación de alto nivel

Acerca del Diplomado en Filosofía con Niños, el profesor explica que “es la primera actividad académica realizada por el centro. Esperamos ofrecer una instancia de formación de alto nivel académico con la presencia de especialistas internacionales que vienen trabajando por más de dos décadas en el vínculo entre la filosofía, la educación y la infancia”.

El objetivo principal del programa de extensión es desarrollar una línea de formación especializada en la práctica de la filosofía con niñas y niños, entregando a los participantes los fundamentos filosóficos y las herramientas prácticas para instalar el ejercicio de filosofar en cualquier etapa de la formación obligatoria.

El diplomado está dirigido a profesores y profesionales de las áreas de la filosofía, educación, humanidades y ciencias sociales que posean grado académico, o estudiantes que se encuentren en período de tesis o cursando su último año de estudio.

El cuerpo académico está integrado por el propio Juan Pablo Álvarez (juan.alvarez@uv.cl), doctor en Filosofía Moral y Política por la Universidad de Chile; Walter O. Kohan, profesor titular de Filosofía de la Educación, director del Núcleo de Estudios de Filosofía e Infancia, NEFI, de la Facultad de Educación de la Universidad del Estado de Río de Janeiro, Brasil, autor y coautor de más de 50 libros en su ámbito de trabajo; y Sergio Andrade, profesor adjunto a cargo del Área de Filosofía del seminario taller Práctica Docente y Residencia de la Escuela de Ciencias de la Educación de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la Universidad Nacional de Córdoba, Argentina, y coordinador general, desde 1995, del proyecto Filosofar con Niños de la misma Universidad, quien ha publicado artículos en revistas especializadas acerca de Filosofía de la Educación y Filosofía e Infancia

Eventualmente se contará con la participación de otros profesores, invitados a los respectivos módulos del diplomado.

Las clases parten el miércoles 11 de mayo y se extenderán hasta el miércoles 31 de agosto. Las clases serán los lunes y miércoles, de 18:00 a 20:15 horas, en la Facultad de Humanidades de la UV. Se incluyen tres clases intensivas, a impartirse en días sábado, debido a la presencia de Walter Kohan en junio y de Sergio Andrade en agosto.

El costo total del diplomado es de 380 mil pesos, valor que incluye la matrícula de 19 mil pesos. Para su aprobación se necesita un mínimo de 70 por ciento de asistencia.

Publicado mircoles 4 de mayo de 2016
Ir a sitio UV
MÁS NOTICIAS
Día de la Astronomía da la partida a la "Ruta de la Ciencia 2019"
19-MAR.-2019
Especialistas analizaron los aspectos más relevantes de futura Ley de Salud Mental
15-MAY.-2017
Académicos de Ingeniería Civil Biomédica dictan conferencia en Expohospital 2013
26-JUL.-2013
UV gana Premio de Capacitación de Asiva
18-ABR.-2012
UV habilitó nuevo call center
13-SEPT.-2011
UV dio la bienvenida a sus alumnos deportistas
13-MAY.-2011
Con Gustos Reunidos se inicia Primera Temporada “Música en el Centro” en la UV
2-JUN.-2009
Carrera de Nutrición y Dietética de la UV tituló a 66 nuevos profesionales, promoción 2009
18-MAY.-2010
Directora de Puerto Ideas destaca participación de estudiantes de Diseño
22-NOV.-2013
UV da un nuevo paso en el desarrollo de la instrumentación en astronomía
31-OCT.-2018
Mil 800 cuentos participaron en “Cuéntame Valparaíso” 2013
29-OCT.-2013
Cristián Warnken contagió la “Pasión de leer” a estudiantes de la región
16-MAY.-2014
UV es sede de XVIII Jornadas de Filosofía y Ciencias “Rolando Chuaqui”
18-AGO.-2017
"No va a ser necesaria una nueva dictadura porque sus objetivos ya están consumados"
7-OCT.-2016
Universia convoca al primer concurso iberoamericano de bandas universitarias
9-JUN.-2009
Delegado Presidencial se reúne con directores de Arquitectura
25-ABR.-2014

Universidad de Valparaíso. Blanco 951, Valparaíso, Chile. Fono: +56 32 250 7000